mccvillarrica.cl
Usted está en: Inicio arrow Temas de Formación arrow EL PADRINO EN EL CURSILLO
 
EL PADRINO EN EL CURSILLO Imprimir E-Mail
Escrito por Corresponsal   
Padrino: 
Hombre que presenta a una persona, en una ceremonia religiosa, que recibe el sacramento del bautismo o del matrimonio y se compromete a cumplir con una serie de funciones, que adquiere con este compromiso. 

¿Qué significa ser padrino en el MCC? 
Es un privilegio, y como tal conlleva a una responsabilidad seria. Ser padrino no es una circunstancia casual, es una acción pensada, madurada, lo que va a permitir que otros lleven a Cristo a todos los rincones del mundo. Padrino, es aquel que contagia la alegría de ser cristiano e invita al contagiado a vivir los tres días de cursillo, para que este ponga su vida de fe y sus talentos al servicio de los demás.   

¿Cómo invitar y a quién o quienes invitar? 

1.- Ponernos a rezar invocando la presencia del espíritu santo para que nos ilumine, muestre caminos. 

2.- Estudio y selección del ambiente que el MCC sugiere y este inserto en la iglesia, por tanto en ella y con ella se desarrolla para alcanzar su finalidad (fermentar). El obispo indica el ambiente preferencial. 

3.- Definido el o los ambientes, la prioridad sería ubicar al candidato, que: 
  • Motivados en el precursillo (invitación).
  • Comprometidos en el cursillo (rollos y píldoras).
  • Impulsados en el postcursillo (medios de perseverancia).  

Actúen como agentes de cambio transformados en cristianos vayan a cristianizar la sociedad. Será entonces un hombre que desde su vida actuará positivamente, mostrará preocupación por el prójimo y ansias de servir a la comunidad aun cuando no este comprometido con la iglesia. 

 ¡No todos pueden ir a cursillo!  

¿Quiénes no conviene que vayan? 
El cursillo no ha sido creado para ser cura de todo mal, para aquellos que tienen problemas personales. Personas a las cuales el cursillo no les traería beneficios. 
Personas que no estén en condiciones psicológicas normales.Personas que vivan en condiciones irregulares de vida, que no puedan ser solucionadas (doble vida, embarazadas, salud).
 Personas que no puedan recibir los sacramentos o que hayan vivido recientemente otra experiencia de retiro. 

¿Quienes pueden ir? 
Personas en cuya vida el cursillo tendría una repercusión positiva y en consecuencia produciría más y mejores frutos de evangelización.Personas de cualquier clase social, equilibradas, maduras, libres y responsables, capaces de captar el mensaje evangélico, comprometerse, descubrir sus talentos y ponerlos al servicio de los demásPersona que pueda recibir los sacramentos.Al hablar de personas quiero decir que en el MCC como en la Iglesia no hay discriminación entre los bautizados en Cristo. 

¿Quiénes deben ir? 
Personas con personalidad profunda, influyente, con capacidad de decisión, de actuar, libres y principalmente capacidad de amar.Líderes que impacten por sus decisiones, muevan por sus opiniones y empujen por sus acciones.Insatisfechas, con inquietud social (búsqueda) que tengan aptitud para vivir en y para la comunidad, osea sociables, capaces de actuar como sal, luz y fermento, solidarios, generosos, preocupados por los demás y del mundo.  

¿Cómo invitar y a qué me comprometo como padrino? 

1.- Ponerme en la presencia del señor para que me ilumine, acompañe en todo el compromiso que he adquirido con él en la tarea de ser padrino. 

2.- Entregar al candidato una preparación adecuada, lo que va a facilitar, si queda seleccionado, un buen aprovechamiento en el cursillo y una fácil reinserción en un grupo o comunidad en el postcursillo. 

¿Qué decir cuando vamos a invitar? 
Que cursillo es un retiro que dura tres días con carácter de internado.Que tiene un cupo limitado y que se hace una selección.Que tiene un costo para solventar el alojamiento, alimentación y traslado.Que se irá en una fecha prefijada e informarle de donde se realizará el cursillo.Despertar en el candidato el deseo de Dios, instar a conocerlo.No forzarlo, respetar su libertad, darle tiempo. 
 
¿Qué hacer si acepta la invitación? 
Dar gracias al Señor.Llenar la ficha en espiritu de oración.Poner sinceridad y seriedad en los datos.Completar y llenar bien la ficha.Entregarla oportunamente a lo rectores o secretarios.Respetar en carácter confidencial de los datos entregados. 
 

¿Qué hacer si queda seleccionado? 
Seguir rezando y dar gracias.Avisar oportunamente al ahijado de su aceptación.Confirmar su asistencia.Facilitar la llegada oportuna al lugar de partida del cursillo.Contarle de la hora de salida y regreso aproximado del día domingo.Intensificar la oración, para que no se presenten problemas de trabajo, salud, económicos, etc.No engañar al ahijado en nada, no a las bromas.Si no ha quedado seleccionado se le debe avisar igual el resultado. 

¿Qué debe hacer el padrino durante el Cursillo? 
Mantener una oración permanente.Ir a dejar al  ahijado al lugar de partida, si no puede debe encargar a alguien esta misión, puede ser un cursillista más antiguo que sepa realizar esa tarea.Hacer palancas y sacrificios.Inscribirse en el reloj de oración.Escribirle una cartita o tarjeta.Participar en todas las actividades durante el cursillo ( misas, vía crusis, etc. )Preocuparme de su familia, sin caer en la exageración.


¿Qué debe hacer el padrino durante la Clausura? 
Llegar a la hora al lugar de la ceremonia.Seguir rezando.Evitar preguntas específicas sobre su ahijado o hacer preguntas a los dirigentes del cursillo ( cuidar el sigilo )No presionar con gestos a su ahijado para que de su testimonio en la clausura.  Acoger al ahijado, sin presiones o interrogatorios, hay que respetar el silencio y la emoción del momento.Ir a dejar al ahijado a su casa y no a una recepción o fiesta.


¿Qué debe hacer el padrino en el pos-cursillo? 
Seguir rezando.Guiar al cursillista en el inicio del cuarto día.Acompañamiento fraternal de su ahijado, no caer en la presión o insistir demasiado.Dar testimonio de vida, ya que será el espejo donde se mirará su ahijado.Apoyar y  ayudar al ahijado a reinsertarse en su ambiente.Motivar a perseverar, hasta que actúe por su propia iniciativa.Evitar que el ahijado asuma muchos compromisos, que no se enferme de reunionitis, etc. 

RESUMEN: El compromiso del padrino con su ahijado no termina con el llenado de la ficha, ni tampoco después de vivir cursillo, al contrario a partir de la invitación es responsabilidad del padrino asegurarse que su ahijado se sienta bienvenido a todas las actividades del MCC y que además sea apoyado en los esfuerzos apostólicos durante por lo menos un año ya que al momento de presentar al postulante , el padrino asume la responsabilidad ante el Señor respecto de su compromiso como apóstol , de no dejar solo  a su ahijado en el poscursillo. Esta es una de las causas de pérdida o alejamiento de quienes viven la experiencia de cursillo.Mi compromiso como apóstol no se limita solamente en prepararme viniendo a escuela o participando en las eucaristías o formando parte de los equipos de cursillo, ser apóstol del Señor va mucho más allá que eso, significa comprometerme, dejando todo y seguir a Jesús, como lo hizo Simón Pedro:  “desde hoy serás pescador de hombres “. 

HERMANOS CURSILLISTAS A TIRAR LAS REDES. CRISTO CUENTA CONTIGO Y

¿NOSOTROS?  ¡ CON SU GRACIA !  

 
< Anterior
 
 
   
   
 
Acerca de | Mapa del Sitio | Contactos | © 2014 mccvillarrica.cl
Funciona mejor con FireFox